FLASH REVIEWS VOL.VII (DEUIL, MAZE OF TERROR, FACE DOWN)

Séptima entrega ya de nuestras queridas Flash Reviews, una sección que cada vez coge más brío habida cuenta de la cantidad de material que nos hacen llegar las nuevas bandas y que nos sigue sorprendiendo por el nivel que atesoran muchas de ellas. Por ello queremos compartir con vosotros nuestra esperanza por el futuro con tres formaciones de propuestas y procedencias bien distintas pero que estamos seguros que os serán de interés. Disfruten del viaje!

 

DEUIL – Acceptance/Rebuild EP (2013)

Desde tierras belgas nos llega un joven cuarteto que debuta con este soberbio EP de título Acceptance/Rebuild, repartido en dos mastodónticos cortes que se van a la media hora de duración y que hace suyo ese libro de estilo tan en boga últimamente por su amalgama de Sludge, cadencias lentas (que no Doom) y Black Metal, y que aunque no de manera reconocida bebe de los in crescendos estructurales y los clímax del universo Post. Estamos ante un estilo relativamente nuevo que sólo el tiempo dirá si merece pervivir o caer en el olvido, pero que es indudable está atrayendo a muchas bandas de reciente formación y dejándonos algunos discos de indudable valor cualitativo que justifican su existencia y validez en el panorama metálico internacional, algo que constatamos tras escuchar la presentación en público de Deuil. Centrando el concepto del EP en el trauma de perder a un ser querido y la manera en que lo enfrentamos (primero la aceptación y luego la reconstrucción, temática que ya les aleja del Black Metal al uso), los belgas abren el drama con la colosal Acceptance, 20 minutos de tempos lentísimos, guitarras crudas y saturadas y un desgarro vocal reminiscente del Sludge que van cargándose de poderío y energía furibunda para devenir en un clímax aterradoramente blacker aunque post-metalero en espíritu. Ahí están las melodías evocadoras como metáfora de la melancolía y el encogimiento ante la tragedia, la impresionante catársis final como grito desgarrado ante la injusticia de la vida, y que mediante la pasión y el talento del cuarteto hacen que un potencial ladrillo se convierta en una doliente maravilla. Rebuild sólo necesita la mitad de metraje que su compañera para agujerearte el corazón, condensando su veneno en una dosis aún más letal pero que deja un resquicio abierto a la esperanza, la irrebatible aceptación de que aunque cada vez más heridos, abatidos y solos, seguimos viviendo. Sus guitarras son menos crudas, abrazando la melodía melancólica como antídoto al desgarro y pintando unos paisajes que, aunque grises, animan a levantar la mirada. Su clímax final también está preñado de agresividad blackmetalera, pero en la forma de último grito antes de pasar página más que de odio impotente, un cierre de función perfecto para un EP de quitarse el sombrero y que esperemos sea el primer paso de una carrera que merece seguir escarbando en las entrañas del dolor. Si te gustó el discazo debut de los galos Regarde Les Hommes Tomber o quieres probar el lado oscuro y primario de bandas como Inter Arma, Deuil te llenarán de gozo sodomita.

BANDCAMP

 

MAZE OF TERROR – Skull Crusher EP (2012)

Tremendo sorpresón el que me llevé cuando este trío peruano (con dos ex-R.I.P. en sus filas) contactó conmigo para hacerme llegar su EP debut Skullcrusher (2012, Capricorn Records), 5 misilazos de Thrash Metal reminiscente de la demoledora y nunca suficientemente reivindicada escuela alemana. Si señores, aquí no hay lugar para las veleidades de Metallica, Megadeth o Anthrax y sí para el cuchillo asesino de titanes como Destruction o Sodom. Invocando las dos caras de la bestia Maze Of Terror son capaces de sonar primarios a la par que técnicamente excelsos, con un sonido que nos habla del siglo XXI pero cuya alma se encuentra en aquellos maravillosos años 80 cuando discazos como Persecution Mania o Eternal Devastation dejaron al personal con la mandíbula en el suelo y los sesos desparramados a base de velocidades (por aquel entonces) inéditas y riffs destrozanucas. No necesitan los peruanos moverse ni un ápice del libro de estilo thrasher para parir un trabajo simplemente demoledor, combinando los famosos tempos rapidísimos del género (en los que destaca esa ametralladora humana que es el batería Hammer) con unos parones de escándalo ideales para dejarte las cervicales hechas papilla. Imposible no reverenciar bestialidades como Lords Of Destruction (gracias Satán por regalarnos el tremolo picking) o la tremebunda Rivals, todo un clínic de cómo llegar al Infierno por el camino más corto dejando atrás el mayor número de cadáveres posible. La labor guitarrística de Criminal Mind debería ser llevada ante el Tribunal de La Haya por crímenes contra la humanidad, mientras que la interpretación vocal de Leviathan es cazalla pútrida en honor al Maligno para deleite de todos los que amamos la vertiente más extrema que nos regaló el Thrash Metal. De corazón espero que este proyecto tenga continuidad, porque a tenor de lo escuchado aquí el trío puede regalarnos más de un pepinazo de los gordos. Recomendable de cojones.

FACEBOOK

 

FACE DOWN – The Long Lost Future (2013)

He de reconocer que nunca he sido muy fan de la música de Pantera, banda a la que considero sobrevalorada pero que tuvieron el nada desdeñable mérito de mantener vivo el metal dentro del mainstream internacional (en el underground las cosas siguieron viento en popa) tras la debacle de comienzos de los 90 con el auge del grunge y el rock alternativo. Así que cuando las primeras notas del debut en formato LP de los galos Face Down llegaron a mis oídos y lo impregnaron del inconfundible sonido groove fruncí el ceño y pensé en pasarle la reseña a otro colaborador, pero la paciencia se impuso y acabé escuchándomelo de un tirón. ¿Por qué? Porque además del inconfundible sabor a Pantera en The Long Lost Future (2013, Blue Wave Productions) hay muy mucho de energía rockera que por momentos me han recordado a Down (lo que me congratula más) y en otros a las bandas adscritas al Stoner más dinámico y menos apegado a las cadencias cannábicas. Muy importante también es la labor vocal de Byron, capaz de moverse con soltura tanto en los guturales como en las partes limpias y que le da una versatilidad nada fácil pero necesaria en un trabajo de estas características. Otro de los puntos positivos es que los temas se mueven a toda hostia, sin lugar para el respiro deviniendo en algunos momentos en una especie de Thrash Metal rockero que le otorga a Face Down unos cuantos puntos de originalidad por encima de la media y que abre una senda la mar de interesante de cara al futuro. Y así, tirando de un cóctel imposible entre metal sureño, groove y thrash metal aparecen cortes como Only Human, Nº1 Must Die o Blow Away The Dust, los mejores embajadores de una banda con el potencial para llegar llegar a grandes audiencias a nada que pulan un poco más su propuesta y tengan suerte. Podrían hacer que incluso un servidor pusiera la radio de vez en cuando!

BANDCAMP

 

Selección invocada y reseñada por CTHULHU.