LIBROS: VINLAND, de Salva Rubio y Stebba Ósk Ómarsdóttir

 

Estrenamos nuestra sección de reseñas literarias con el último trabajo de Salva Rubio, autor muy querido por estos lares y cuyo “Metal Extremo: 30 años de oscuridad” es libro de cabecera en nuestra morada abisal de R´Lyeh. En esta ocasión nos presenta un maravilloso libro ilustrado por la artista islandesa Stebba Ósk Omarsdóttir, y que nos narra la última expedición vikinga a tierras americanas, concretamente a Vinland (Terranova). La historia oficial nos cuenta cómo Erik el Rojo llegó por primera vez a la isla alrededor del año 1000 d.C., fundando una pequeña colonia en lo que era un pequeño paraíso comparado con las duras condiciones de los asentamientos groenlandeses. Sin embargo lo alejado de su situación geográfica unido a los violentos conflictos con los nativos del lugar (a los que llamaban  Skræling, “hombres feos”) hicieron que poco después se vieran obligados a abandonar las tierras americanas para siempre. Pero esa descripción histórica obvia un personaje crucial de esa última y turbulenta época en Vinland: Freydís Eiriksdóttir, la hija de Erik el Rojo. Ambiciosa, cruel y vengativa, lideró la última expedición a Vinland dejando tras de sí un rastro de muerte y engaños tan grande que desde entonces a ningún vikingo se le pasó por la cabeza retomar la aventura.

Partiendo de las Sagas de Vinlandia compuestas por la Saga de los Groenlandeses y la Saga de Erik el Rojo, Salva Rubio reconstruye y adapta la historia de esta Lady Macbeth nórdica en un relato fiel a la tradición artística vikinga, haciendo poética del conflicto y la muerte. Bellísimamente ilustrado por una Stebba Ósk Ómarsdóttir capaz de llevar al papel el arte vikingo de grabar la piedra, cada página de Vinland es una pequeña joya donde las imágenes, los símbolos y los mitos nos transportan a una época en la que aún había cabida para la emoción y la tragedia no había devenido en farsa. Su protagonista, a pesar de la crueldad y el destino que le reservó su propia gente, personifica como pocos la salvaje libertad del pueblo nórdico antes de la llegada del rodillo ideológico cristiano. Incapaz de abrazar el sentido del honor y la camaradería de sus compatriotas (no por su condición femenina, porque ya sabemos que las mujeres vikingas también iban al combate), Freydís se nos muestra como ambición pura, sin filtrar, y que liberada del lastre de la moral crece hasta devorarlo todo a su paso. 

La labor de síntesis de Salva es encomiable, consiguiendo dejar todo el protagonismo visual a las imágenes pero guiando la narración a golpe de concreción poética, y zambullendo al lector en ese mar de realismo onírico del que están hechos los mitos y leyendas. Resumiendo: Vinland es un pequeño tesoro, una obra que consigue ser deliciosa a pesar de lo amargo de sus ingredientes, y cuya sencilla belleza obra la doble labor de enamorar a la vez que arroja luz sobre uno de los personajes femeninos más fascinantes de la Historia. 

 

Reseña invocada por CTHULHU.